¿Por qué no hay dos currys iguales? ¿Cuántos currys hay?

Las salsas chutney, korma, tikka massala… se han hecho muy populares, pero ninguna supera en fama al curry. Todos sabemos que decir “curry” es como decir “cocina india”. Sin embargo, es al llegar a un restaurante indio cuando se empieza a ser consciente de que el curry es mucho más que una salsa y que encierra siglos de historia y cultura culinaria.

¿Qué es el curry?

Lo primero que hay que explicar es que el curry no es una especia, sino una mezcla de ellas y que se utiliza en guisos o estofados.

El curry se elabora mezclando cúrcuma, comino, canela, jengibre, cilantro, pimienta, cardamomo, canela, clavo, mostaza, nuez moscada… y la receta para prepararlo varía en cada región y según el cocinero, por eso ¡no hay dos currys iguales, ni todos los currys pican!

En la preparación del curry destaca, sobre todas las demás, una especia indispensable en gastronomía india: la cúrcuma. Se la conoce popularmente como el “azafrán indio”, pues cúrcuma deriva del árabe clásico “Kurkum” y significa “azafrán”. Es de un profundo color amarillo cobre y tiene un ligero sabor amargo y… ¡es muy poco picante! Se ha utilizado durante miles de años, no solo por el sabor que da a los guisos sino por ser muy beneficiosa para la salud. Hoy son reconocidos sus efectos antiinflamatorios, antioxidantes y contra el cáncer.

Pero, si no hay dos currys iguales, ¿cuántas clases de curry hay?

Hablar aquí de todos los tipos de curry que hay es misión imposible. Pues existen en la gastronomía de Tailandia, Japón, Malasia, Indonesia, Pakistán, China… Y hasta en Etiopía y en Jamaica lo consumen, sin olvidar mencionar que en Europa los reyes indiscutibles del curry son los ingleses, debido a su herencia colonial, pues… ¡por algo será que el plato nacional de Gran Bretaña es el Chicken Tikka Massala!

Korma curry, Madrás curry, Vindaloo curry, Tikka curry… ¿En qué se diferencian?

 El curry en sus inicios no era una salsa picante, pues ni en la India ni en el sur de Asia había guindillas. Pero llegaron con los portugueses, y con ellas nació el curry picante.

Vindaloo-Restaurante Sitar-Barcelona-Cocina India
Chicken Vindaloo del Restaurante Sitar, una propuesta para valientes. Foto: M.Zouvek

Existen diferentes variedades de salsa de curry, desde muy suave a muy picante y condimentada.

  1. Korma curry: Es un tipo de curry suave que se emplea en guisos a los que se les añade yogur o leche de coco.
  1. Madrás curry: Como su nombre indica es originario del sur de india, de la ciudad de Madrás. Tiene un color rojizo que deja entrever que su sabor será picante, debido a los chiles que se han utilizado para elaborarlo.
  1. Vindaloo curry: El llamado “curry para valientes”, porque ¡este sí que pica! Aunque aquí la salsa que se acostumbra a servir es algo más suave que la tradicional que se come en la India, mucho más intensa.
  1. Tikka curry: El llamado curry británico, y cuyo grado de picante oscila entre el “madrás” y el “vindaloo”.

Un restaurante, además de cumplir con su función de preparar y servir buenas comidas, tiene una misión: ser uno de los principales promotores de eso que se llama “gastronomía”, y que no es otra cosa que promover la afición por el buen comer y difundir los usos culinarios propios de un determinado lugar. Y eso es lo que hacemos en el Restaurante Sitar de Barcelona en nuestros fogones y a través de este blog.

Por eso, si quieres saber más curiosidades, te invitamos a leer este otro artículo en el que te explicamos con detalle 10 curiosidades del curry.

¡Buen provecho!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pregunta Anti-Spam *